Exhorto o Carta Rogatoria

La Carta Rogatoria también llamada “Comisión Rogatoria” o “Exhorto Internacional“ es un medio de comunicación procesal entre autoridades que se encuentran en distintos países y que sirve para practicar diversas diligencias en el lugar en que el juez del conocimiento no tiene jurisdicción.

Dichas diligencias van encaminadas a la solicitud que formula un juez a otro de igual jerarquía con el fin de que se practique ante el segundo el desahogo de una notificación de documentos o citación de personas, emplazamientos a juicio, etc., y que recurren a ello, en virtud de que por cuestiones de jurisdicción, tienen una limitante en cuanto a su ámbito de competencia espacial ya que no pueden actuar más que en el territorio que les circunscribe.

Lo anterior se sustenta en base a las diversas Convenciones o Tratados Internacionales en los que se contemple la tramitación de cartas rogatorias, y a falta de ello, en base a la reciprocidad internacional.

Convención Interamericana de Exhortos o Carta Rogatoria

Firmada en Panamá el 30 de enero de 1975, publicada en el Registro Oficial Suplemento Nº 153 de 25 de noviembre de 2005.

Países miembros

 

– Argentina
– Bolivia
– Brasil
– Chile
– Colombia
– Costa Rica
– Ecuador
– El Salvador
– España
– Estados Unidos
– Guatemala
– Honduras
– México
– Nicaragua
– Panamá
– Paraguay
– Perú
– Uruguay
– Venezuela

Partes

  1. Autoridad Judicial requirente
  2. Autoridad Judicial requerida

Autoridad Central

Es la entidad designada por cada una de las partes, la cual será responsable por el envío y recibimiento de las solicitudes de exhorto.

En el caso del Estado ecuatoriano, la Autoridad Central designada es el Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana, el cual cumple su mandato, a través de la Dirección de Asuntos Jurídicos Internacionales.

Fundamentación Legal

La Convención Interamericana sobre Exhortos y Cartas Rogatorias

Art. 2.- La presente Convención se aplicará a los exhortos o cartas rogatorias expedidas en actuaciones y procesos en materia civil o comercial por los órganos jurisdiccionales de uno de los Estados Partes en esta Convención y que tengan por objeto:

a. La realización de actos procesales de mero trámite, tales como notificaciones, citaciones o emplazamientos en el extranjero.
b. La recepción y obtención de pruebas e informes en el extranjero, salvo reserva expresa al respecto.

Art. 13.- Los funcionarios consulares o agentes diplomáticos de los Estados Partes en esta Convención podrán dar cumplimiento a las diligencias indicadas en el Artículo 2, en el Estado en donde se encuentren acreditados siempre que ello no se oponga a las leyes del mismo. En la ejecución de tales diligencias no podrán emplear medios que impliquen coerción.

Código de Procedimiento Civil

Art. 87.- Si la parte estuviere ausente, se le citará por comisión al teniente político; o por deprecatorio o exhorto, si se hallare fuera del cantón, de la provincia o de la República, en su caso.

Código Orgánico de la Función Judicial

Art. 144.- Cumplimiento de exhortos internacionales.- Los exhortos librados por juezas y jueces de naciones extranjeras para la práctica de citaciones, notificaciones y otras diligencias de mero trámite, serán cumplidos por las juezas y jueces del Ecuador a quienes se les hubiere encomendado su práctica.

Código de Derecho Internacional privado Sánchez de Bustamante

Art. 388.- Toda diligencia judicial que un Estado contratante necesite practicar en otro, se efectuará mediante exhorto o comisión rogatoria por la vía diplomática. Sin embargo, los Estados contratantes podrán pactar o aceptar entre sí, en materia civil o criminal, cualquier otra forma de transmisión.

Art. 427.- La citación de la parte a quien deba oírse se practicará por medio de exhorto o comisión rogatoria, según lo dispuesto en este Código, si tuviere su domicilio en el extranjero y careciere en el país de representación bastante, o en la forma establecida por el derecho local si tuviere el domicilio en el Estado requerido.

Principios del Derecho Internacional aplicables

  • Principio de Reciprocidad: Comporta la tesis de que el Estado exhortado brindará auxilio judicial al estado exhortante, en la medida que éste último proporcione, ante determinada causa con características internacionales, similar apoyo al Estado ahora requerido.
  • Principio de Confianza: Cada Estado requerido confiará en que lo dictaminado por la autoridad requirente, obedece a la estricta aplicación de su derecho interno; de ahí pues, el requerido no podrá efectuar estudios sobre la competencia de la requirente para dictaminar la petición objeto de cooperación o ventilar el caso en investigación.
  • Principio de Especialidad: La cooperación debe dirigirse a hechos concretos y peticiones precisas. No puede referirse a la obtención de información genérica o sin un fin determinado.

Documentos que deben acompañar al exhorto

  • Copia de la demanda o de la petición, con la cual se inicia el procedimiento en el que se libra el exhorto o carta rogatoria, así como su traducción al idioma del Estado Parte requerido.
  • Copia traducida de los documentos que se hayan adjuntado a la demanda o a la petición.
  • Copia traducida de las resoluciones jurisdiccionales que ordenen el libramiento del exhorto o carta rogatoria.
  • Formulario elaborado según el texto B del anexo a este Protocolo que contenga información esencial para la persona o autoridad a quien deban ser entregados o transmitidos los documentos.
  • Formulario elaborado según el texto C del anexo a este Protocolo en el que la Autoridad Central deberá certificar si se cumplió o no el exhorto o carta rogatoria.

Datos adicionales

  • Las copias del proceso que se remite para el cumplimiento del exhorto se considerarán autenticadas a los efectos del artículo 8 (a) de la Convención Interamericana sobre Exhortos o Cartas Rogatorias, cuando tengan el sello del órgano jurisdiccional que libre el exhorto o carta rogatoria.
  • En el caso de exhortos procedentes del Ecuador debe adjuntarse el original y copia del depósito del Arancel Consular, el cual tiene un costo de 30 (treinta dólares) cifra que se que se depositará en el Banco Nacional de Fomento de cualquier lugar del país, cuenta corriente del Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana Nº 0010262971.

Costos: Gastos adminiastrativos por envíos y gestiones sobre deprecatorios, exhortos o cartas rogatorias: 50 DÓLARES